Raimundo Viejo Viñas

Autor, profesor, editor, teórico, ciudadano activo, papá y mucho más.

Política


La política es una constante desde que tengo memoria. La memoria no me alcanza a recordar mi primera manifestación ni mi primera conversación sobre política. Recuerdo bien, eso sí, los acalorados debates en mi entorno familiar durante los años del último Franquismo y la Transición.

A muy temprana edad tenía clara una identidad política en la que se entrecruzaban las filiaciones del socialismo democrático, el comunismo y el galeguismo presentes en casa. La primera campaña en la que recuerdo haber participado como activista fue la del referendum de la OTAN en 1985. La primera en que me sentí protagonista desde el movimiento asambleario de la PADEG (Plataforma Aberta de Estudantes Galegos) fue al curso siguiente 1986/87.

Por aquel entonces participé como activista independiente en la articulación gallega de Izquierda Unida como un movimiento político y social. Desde una inequívoca convicción federalista fui partidario siempre de la formación de un constituyente gallego del proyecto estatal. En el año 1989, tras la I Asamblea pasé a formar parte del Consello Nacional. Fui miembro de esta dirección política y coordinador del Área da Mocidade hasta mi dimisión en 1994.

Habiendo mantenido siempre una parte de mi activismo en el campo de los movimientos sociales, a partir de mediados de los noventa formo parte de distintos colectivos (Estudantes Solidários, MURGA, MEU, etc.) y campañas en pro de diversas causas. Puntualmente regreso a Esquerda Unida tras la escisión de Esquerda de Galicia en 1997, pero tras participar en el momento inicial abandono la participación ante la imposibilidad de la democratización interna del proyecto.

A partir de1996 participo en Espacio Alternativo, desde donde un grupo de activistas dentro y fuera de Esquerda Unida constituimos el colectivo Galiza Alternativa. Desde este participé hasta en la coordinadora confederal de Espacio Alternativo y fui uno de los seis miembros de la Secretaría Confederal hasta 2003 en que Galiza Alternativa, en el marco de la crisis interna general de Espacio Alternativo, opta por su disolución y la puesta en marcha del proyecto Alternativas Nómadas.

Tras las movilizaciones contra la LOU decido abandonar la universidad y marcharme a Ginebra, desde donde seguiré el día a día del activismo gallego por medio Alternativas Nómadas, Indymedia, Fuga em Rede, etc., y donde me incorporaré al activismo helvético. Entre 2002 y 2005 mi compromiso se sigue desarrollando de forma transversal a las políticas de partido, en el marco de solidaritéS, y de movimiento, en el altermundialismo del Forum Social Lémanique, la contracumbre de Evian, etc.) y el sindicalismo alternativo de SUD (en cuya fundación participo) y el EuroMayDay 2004.

De regreso a la península me incorporo a distintas redes y colectivos situados en lo que vendría a ser el área difusa de una autonomía 2.0. Participo en proyectos tan variados como la revista Contrapoder, el CSOA La Teixidora o la plataforma Sí al Procés de Pau. Al mismo tiempo colaboro escribiendo regularmente en prensa como Diagonal y Directa. Hoy por hoy me resultaría imposible listar toda la actividad desplegada durante estos años.

Lo que sí está claro es que el 15M de 2011 marcará un punto de inflexión, una aceleración extraordinaria y un momento de ruptura subjetiva que ya se venía anunciando desde el ascenso de la ola de movilizaciones (V de Vivienda, Plan Bolonia, etc.). En este contexto comienza a fraguarse el proyecto editorial, formativo y cultural Artefakte, del que todavía soy integrante.

En 2014, como parte del compromiso político e intelectual de toda una vida, participé en dos manifiestos. Ambos perseguían un elemento común: hacer interferir en la política representativa el impulso constituyente del 15M.

El primero de ellos, se llamaba Mover Ficha; el segundo Guanyem Barcelona. Estos manifiestos tuvieron la virtud de cambiar de raíz el panorama político en nuestro país. Del primero nació Podemos, del segundo Barcelona en Comú.

La primera organización se planteaba como objetivo estratégico conquistar el gobierno central en el ambicioso proyecto de lograr una mayor democratización del régimen del 78. No se consiguió el objetivo, pero por medio de la confluencia En Comú Podem se ganaron dos elecciones generales consecutivas el 20D de 2015 y el 26J de 2016.

La segunda, candidatura articulada por diversos actores (entre otros también Podemos) se planteaba una hipótesis diferente: llevar el municipalismo a una escala nunca vista: ganar la ciudad de Barcelona. Ada Colau resultó elegida alcaldesa.

En esta página espero publicar en breve lo sucedido desde aquellos primeros momentos. No es balance fácil, pues los procesos aún permanecen abiertos y arrojan claroscuros. Sin embargo queda fuera de toda duda que ha sido una experiencia intensa, rica y de la que tenemos mucho por aprender.

A continuación se listan las responsabilidades institucionales ejercidas durante este periodo (2015-2019).

Concejal en el Ayuntamiento de Barcelona

  • Concejal de Educación y Universidades
  • Conejal del Distrito de Gràcia

XI legislatura

  • Vocal de la Comisión Constitucional
  • Portavoz adjunto de la Comisión de Asuntos Exteriores
  • Vocal de la Comisión de Cultura
  • Adscrito de la Comisión de Educación y Deporte

XII Legislatura

  • Secretario segundo de la Comisión Constitucional
  • Vicepresidente Segundo de la Comisión de Asuntos Exteriores
  • Portavoz adjunto de la Comisión de Asuntos Exteriores
  • Adscrito de la Comisión de Educación y Formación Profesional
  • Vocal de la Comisión de Cultura y Deporte
  • Ponente de la Ponencia Proyecto de Ley por la que se modifica la Ley Propiedad intelectual (121/21)

Barcelona, 2 de mayo de 2019 [ actualizado 19 de mayo de 2019]